domingo, 2 de octubre de 2016

Alma (San Juan de la Cruz)

Sin arrimo y con arrimo,
sin luz y a oscuras viviendo,
todo me voy consumiendo.


1. Mi alma está desasida
de toda cosa criada
y sobre sí levantada,
y en una sabrosa vida
sólo en su Dios arrimada.
Por eso ya se dirá
que mi alma se ve ya
sin arrimo y con arrimo.


2. Y, aunque tinieblas padezco
en esta vida mortal,
no es tan crecido mi mal,
porque, si de luz carezco,
tengo vida celestial;
porque el amor de tal vida,
cuando más ciego va siendo,
que tiene al alma rendida,
sin luz y a oscuras viviendo


3. Hace tal obra el amor
después que le conocí,
que, si hay bien o mal en mí,
todo lo hace de un sabor,
y al alma transforma en sí;
y así, en su llama sabrosa,
la cual en mí estoy sintiendo,
apriesa, sin quedar cosa,
todo me voy consumiendo.


_______________________________________________________________________
 
Poesías completas 
San Juan de la Cruz (Fontiveros, 24 de junio de 1542 - Úbeda, 4 de diciembre de 1591)

No se puede dudar que la poesía de San Juan de la Cruz es una de las cumbres de la literatura española, lo cual no excluye su enorme valor doctrinal, místico. Esta poesía puede verse como comunicación de experiencias personales cuya expresión, en cualquier caso, se inserta en el quehacer artístico de un período: las pautas literarias y culturales del Renacimiento. La presente edición aspira a poner de relieve los procedimientos literarios, el sistema constructivo que hace de las Canciones y las demás composiciones obras de arte válidas para cualquier lector.