lunes, 8 de agosto de 2016

Caminante (Henry David Thoreau)

Decálogo del caminante
 1. El sabio reside allí donde se encuentra en cada momento, como hacen algunos caminantes, que descargan todo el peso de su cuerpo en cada paso.
 2. Una caminata temprana por la mañana es una bendición para todo el día.
 3. No puedo caminar bien ni gratamente si no me mantengo lejos en el horizonte.
 4. Sé puntual; respeta los horarios del universo, no los del tren.
 5. Vive cada estación según pasa; respira el aire, bebe la bebida, saborea la fruta y resígnate a todas esas influencias.
 6. Si has pagado tus deudas, hecho testamento, arreglado todos tus asuntos y eres libre, entonces estás listo para una caminata.
 7. Si quieres ejercicio, sal a buscar las fuentes de la vida.
 8. Debes caminar como un camello, de quien se dice que es la única bestia que va rumiando mientras camina.
 9. Aprovechemos la oportunidad antes de que lleguen los malos tiempos.
10. Existe un sutil magnetismo en la naturaleza; si nos entregamos inconscientemente a él, dirigirá bien nuestros pasos.


_______________________________________________________________________

El arte de caminar
Henry David Thoreau (Concord, Massachusetts, 12 de julio de 1817 - 6 de mayo de 1862)
 
Walking, el clásico ensayo de 1862 sobre el arte de caminar y la naturaleza salvaje. En él, Thoreau sostiene que las caminatas constituyen un elemento esencial para mantener una relación saludable con uno mismo y con el planeta. Ese caminar del que nos habla Thoreau no es una simple forma de ejercicio, sino la empresa y la aventura de cada día . Su relato es una provocadora excursión por el ecologismo más asilvestrado, además de un manifiesto geopoético que ha ejercido una profunda influencia en el arte y la cultura norteamericanas. Walking se sitúa dentro de ese contexto mayor que es la reflexión de Thoreau sobre el arte de caminar, la salud y la vida natural, unos temas que pueden rastrearse en toda su obra, pero especialmente en su monumental diario y en la correspondencia con sus familiares y amigos. De lo local a lo global, del siglo XIX al presente, este libro invita a la reflexión sobre nuestros hábitos de ocio y descanso, y también sobre nuestra relación con el cuerpo, el paisaje y la biosfera.