sábado, 27 de diciembre de 2014

Lenguaje (Peter Weiss)

Luego aceptó esta condición, y partió de ella. Comprendió que la ruptura que se había producido no resultaba sólo de su expulsión, sino que estaba preparada desde mucho antes, en sus propios actos. Desde el principio hubo en su lenguaje, junto al enlace con el habla general, la tendencia a hacerse independiente. Sus discursos al universo, cuando estaba encerrado en cabañas de jardín, ya los hacía desde la misma situación en que se encontraba entonces. Y al volver ahora al lenguaje que entonces hablaba, ya no vio en este lenguaje más que un instrumento entre otros instrumentos. Las raíces de las palabras se habían secado, las palabras quedaban desprendidas de su origen, y a menudo eran sólo receptáculos huecos que él tenía que llenar con algún contenido. Igual como se había alejado de aquel lenguaje, se había alejado de sí mismo. Igual como estaba inseguro de sí mismo, no estaba ya seguro del antiguo lenguaje. Junto con el intento de redescubrirse a sí mismo y de evaluarse de nuevo, tenía que erigir el lenguaje otra vez.
Sólo de vez en cuando, al despertarse por la noche, podía el lenguaje escapársele hasta llanuras muy remotas, y él se encontraba otra vez en las regiones en que, a pesar de los más intensos esfuerzos, no se produce ni siquiera el barrunto de un proceso racional. Y entonces, al recobrar las palabras estaban éstas resecas y marchitas, y tras cada palabra se escondía el peligro de enmudecer.
Pero a pesar de todo podía él decir que aquel lenguaje era el suyo. El lenguaje le pertenecía, con todas sus insuficiencias, con su tendencia a disolverse y con las súbitas intermitencias en que carecía de toda resonancia. En comparación con el vacío que él había atravesado, eso era ya mucho.
Así llega el escritor, dando un rodeo por el desastre y la impotencia, al escribir, y cada palabra con la que él conquista una verdad ha surgido de dudas y conflictos. Antaño fue cortado todo enlace y arrojado a una libertad en la que se perdió de vista a sí mismo. Pero se manifiesta la posibilidad de que él, gracias al lenguaje que le sirve para su trabajo y que sólo en él tiene una residencia fija, encuentre su hogar en todo punto de aquella libertad. 




_______________________________________________________________________

Informes
Peter Weiss (Babelsberg (Alemania), 8 de noviembre de 1916 - Estocolmo (Suecia), 10 de mayo de 1982)

El conjunto de textos que se agrupan en 'Informes' quizá provocará la sorpresa, y hasta el disgusto, de aquellos que se parapetan en ideologías, cómodas o incómodas. Así resume Gabriel Ferrater el contenido de algunos de estos nueve 'Informes': A partir de un primer informe sobre la historia del cine de vanguardia, pasamos a la historia del Facteur Cheval, un gran artista ingenuo a quien todos toman por el tonto del pueblo. Informe tercero: la gran ciudad fabricada en serie, o de cómo un Auschwitz atenuado está en camino de ser un Auschwitz cumplido. Informe cuarto: Strindberg, o de cómo 'la locura es cordura y cordura es locura'...